Un fármaco detiene el crecimiento de células de cáncer de mama