Galicia utiliza drones y hasta 75 patrullas de las Fuerzas Armadas para vigilar los montes y prevenir incendios