La gente se echa a la calle con la llegada del buen tiempo