La gripe A llega a toda América y se cobra la primera vida al sur del continente