La huelga del taxi satura el transporte público en Barcelona