270.000 firmas para exigir libros de texto reutilizados, por ley