El incendio de Gandía está estabilizado aunque el viento de Poniente podría empeorar la situación