Tener más amigos y conocidos no te ayuda a encontrar trabajo pero sí a ser feliz