Los jugadores del Extremadura visitan la capilla ardiente de Reyes en el Pizjuán