El abogado de La Manada rechaza el ingreso en prisión de los acusados por su "comportamiento intachable"