Una niña de cuatro años sufre una lesión cerebral grave tras ir al dentista