El 81% de las mujeres víctimas de violencia de género han sufrido una lesión en la cabeza y el 83% estranguladas