Una manga marina sorprende a un grupo de turistas en Rusia