La madre de Ruth y José culpa al padre de la desaparición