Los menores detenidos en Valencia por un brutal asesinato en Francia, internados aislados en centros de menores