Un motorista sobrevive tras caer por un precipicio de más de 20 metros de altura