¿Es el gato más vago del mundo?