Casi todo el país en alerta