Un agente de policía pierde el ojo al ser atacado en la cara con un arma blanca