Un policía reduce en un gesto heroico a un hombre que blandía un machete dentro de una fuente de Madrid