El móvil puede causar dolencias en las cervicales y problemas en la piel