‘Sospechosa’ por leer un libro sobre la cultura siria en un avión