El 'surf train', una polémica y peligrosa moda