Muere por el síndrome de shock tóxico al ponerse su primer tampón con 14 años