La Guardia Civil, recibida a tiros en un pueblo de Ciudad Real