124 personas han perdido la vida en las carreteras en julio, 11 más que en 2015