Miles de españoles dicen adiós a sus vacaciones en el último fin de semana de agosto