Microsoft y Yahoo podrían estar cerca de cerrar su alianza publicitaria