Twitter revela a los científicos el estado de ánimo del mundo