Varios premios Nobel resaltan que la pobreza y el hambre afectan a 1.000 millones de personas