El sistema de refrigeración de la EEI se avería y obliga a apagar algunos equipos