El mal tiempo impide a Alonso rodar en la última jornada