Graba a sus compañeros de trabajo y se cuela una niña: de montaje a fenómeno paranormal