Whisky: la perrita juguetona que conoce los nombres de todos sus juguetes