Sombrero y chubasquero... ¡El perro más preparado para la lluvia!