¿Aída contra todos?...