No quiere ser ejemplo de nadie