La sorpresa más romántica: el marido de Paqui le regala un ramo de rosas rojas