Bimba y Silvia tienen un regalo para Mario… ¡una caja de cervezas fresquitas!