"Mi hija nunca se rinde"