La anécdota de César en Ámsterdam: "Le dije a una mujer ‘qué guapa eres’ y me dijo ‘me llamo Manolo"