Un sacacorchos asombra al invitado de Bertín