Tic Tac, el momento más fresco de Moto GP