Alex Márquez, al suelo cuando iba líder