Tito Rabat ratifica su dominio con la pole de Moto2 de Sepang