Fabián no puede evitar llorar en su cita con Ainhoa