Pedro quiere conocer a Marina, pero no se lo ponen fácil