Ángel recoge la chaqueta de Miguel