Dani, el pretendiente modelo