Leo, muy sorprendido con el físico de Bea